jueves, agosto 24, 2006

Las drogas ¿masoquismo o qué..?


Este martes estuvo Beatriz Gez del Centro Descartes hablando con nosotros en Siempre Libre sobre el tema de las drogas y del próximo encuentro sobre el tema que se va a hacer este sábado 26 en el Centro Descartes (la casa linda de la foto) en la intersección de las calles Billinghurst y Tucumán, en Buenos Aires, claro.

Van a exponer sobre el tema de las adicciones y es una buena oportunidad para conocer a los visitantes psi que vienen todos los martes al programa. Animarán la jornada Germán García, Enrique Acuña, Adriana Testa, Elena Levy-Yeyati y Daniela Rodriguez, entre otros.

Habrá visitantes de otros países e incluso una de las conferencias será sobre los chamanes y el uso de la ayahuasca, que a nosotros particularmente nos gusta mucho. Los naguales amigos seguro estarán presentes en la conferencia que brindará Paulina Moreno, de Quito, Ecuador, asidua oyente del programa desde allá por Internet. Comienza a las 2 de la tarde y termina más o menos a las 7, y es gratis.

Nuestra posición sobre el "pavoroso drama de las drogas" es que habría que despenalizar todo, o más bien legalizarlo. Pero bueno, hay intereses en juego.

Las drogas, pensamos, son una cuestión de dosis. Hasta el agua es tóxica y alucinógena si uno toma una dosis suficiente. Una vez atendí a una paciente que se había tomado más de 20 litros de agua, de a poquito, eso sí. Pero le produjo un descenso del sodio ya que la sangre se le diluyó mucho y se produjo un discreto edema cerebral que le provocaba un estado confusional que no fue logrado ni con doble dosis de Ayahuasca. Pero no creo que nadie prohiba el agua.

Por otra parte se sospecha que de liberarse las drogas, los muchachos buscarían alternativas más transgresoras y se drogarían, no se, con insecticidas, extractos de cerebro de indocumentados, riñones transgénicos... Así que nunca se sabe. Bueno, ya veremos.

Los psicoanalistas en Siempre Libre mucho no se quieren jugar con definiciones políticas categóricas por lo que a veces hemos discutido un poco, como con Beatriz Gez, este martes.

Lacan sacó en el baul de su auto a Daniel Cohn-Bendit de Francia, nos dijo, cuando este tenía orden de captura y lo ubicó en Alemania donde ahora es un feliz poseedor de una jugosa dieta en el parlamento Europeo. Daniel Cohn-Bendit, es el líder de la revuelta francesa de mayo de 1968, el gordito que mira al policía en la tapa del Seminario 17 de Lacan en la edición francesa.

Bueno, da para más...

1 comentario:

Anónimo dijo...

Veo este asunto de la misma óptica, creo que el problema no son las drogas (inutil es convatirlas) sino las personas, su prisión, su descontento, o ese algo que les hace recurrir a una busqueda más allá de su escencia...
Sea musica, religión o heroina...
¿Hablar de "la droga" es olvidarse una vez más del ser humano?